Política Venezuela

ESCALADA GOLPISTA DE LA DERECHA DE LA MANO DEL IMPERIALISMO

Con aval de Trump y la derecha continental, Guaidó se autoproclama presidente de Venezuela

En medio de la tensión política del país, este 23 de enero en el que tanto el gobierno y la oposición de derecha convocaron a marchas y concentraciones, el presidente de la Asamblea Nacional, en manos de la oposición, se ha juramentado como presidente encargado de Venezuela siendo reconocido a los pocos minutos como tal por Estados Unidos, el primero en hacerlo al tiempo que “alentaba” a “los otros gobiernos del Hemisferio Occidental” a hacer lo mismo. Acto seguido, Luis Almagro, actual secretario general de la OEA, hacía lo propio.

Milton D'León

Caracas @MiltonDLeon

Miércoles 23 de enero | 17:37

En un discurso, luego de mencionar una serie de generalidades y que en el país habían realizado 53 concentraciones en distintas ciudades, Juan Guaidó se dirigió a las Fuerzas Armadas reforzando su llamado a que tomen cartas en la situación, a la vez que les recordó que está la Ley de Amnistía para “los que decidan ponerse del lado de la Constitución”, y que a partir de la primera semana de febrero se imprimirá por miles dicha Ley de Amnistía para ser repartida en los cuarteles. Todo en el camino de juramentarse como presidente encargado.

Acto seguido declaraba "Hoy 23 de enero de 2019, en mi condición de presidente de la Asamblea Nacional, invocando los artículos de la Constitución (...) ante Dios todopoderoso, Venezuela (...) juro asumir formalmente las competencias del Ejecutivo Nacional como presidente encargado de Venezuela".

Durante la jornada se realizaron las marchas de uno y otro lado, en las que fue claro que las movilizaciones convocadas por la oposición de derecha sobrepasaban por mucho en número a las del chavismo, al menos en la ciudad de Caracas y otras como Maracaibo o Barquisimeto, para solo mencionar algunas. Es de destacar que hasta el momento en que escribimos este artículo la marcha de la oposición se realizó con total normalidad, salvo algunos hechos de represión puntuales en Caracas y dos ciudades del interior, donde se reportaron al menos dos muertos.

También al momento en que escribimos esta nota, la marcha del chavismo sigue su desarrollo y Maduro no ha realizado ningún discurso. Aunque es de destacar que momentos antes que Guaidó se juramentara como presidente encargado, el presidente de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (fiel al gobierno) exhortaba a la Fiscalía a "tomar medidas" de "manera inmediata" ante la "conducta delictiva" de la directiva del Parlamento. Textualmente declaraban que “Esta sala exhorta al Ministerio Público a determinar las responsabilidades que pudieran tener los integrantes de la Asamblea Nacional ante la objetiva materialización de conductas constitutivas de tipo delictivo”. Lo que torna estas horas más tensas aún.

A los pocos minutos de Guaidó juramentarse como presidente encargado, tal como en un libreto previamente escrito, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunciaba que reconoce al titular de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento) como ”presidente legítimo”, avanzando en los niveles de injerencia sobre la política local.

Para la oposición de derecha, que enarbola el discurso de la soberanía popular, pareciera que esta queda en las oficinas del gobierno de los EE.UU., pues es más que claro que es en quien están depositando la definición sobre quién es o no el presidente legítimo de Venezuela.

Y en un claro reconocimiento también, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, declaraba que el "reloj sobre la salida de Venezuela” del organismo se paró "ya". "El reloj ya se paró, desde ya", remataba, en la misma línea de Whashington y en alusión al “nuevo presidente encargado” como se ha declarado Guidó. Y es que en su discurso, Juan Guaidó “designaba” a Gustavo Tarre Briceño como embajador "especial del país” ante la Organización de Estados Americanos (OEA).

Y en la misma línea se espera el reconocimiento por parte de Mauricio Macri de Argentina y Bolsonaro de Brasil, quienes ya habían anticipado que, si el presidente de la Asamblea Nacional se declarara como presidente interino, lo reconocerían. De igual manera lo ha hecho Paraguay y ha de esperarse reacciones similares de los demás países del Grupo Lima y de todo el derechismo continental.

Es más que claro que lo que se pone claramente de manifiesto, es el carácter golpista del gobierno de Guaidó y toda la derecha que lo respalda alentado de manera alevosa por el imperialismo, y que es parte de la escalada de la injerencia norteamericana y de la derecha de la región que usan la demagogia de la democracia para su cruzada en la región. Desde ya, y lo decimos claramente, nos oponemos a este supuesto gobierno de Guaidó.

Pero también decimos claramente, que tras el fracaso y el colapso del chavismo que terminó llevando la situación a una gran catástrofe económica sin precedentes, de calamidades para el pueblo trabajador, avanzando hacia un bonapartismo reaccionario y represivo, es lo que ha servido en bandeja para que esta cruzada tome más cuerpo.

Además, dando pie al avance de ideas más de derechas y abiertamente reaccionaras, ya que este régimen en la debacle y quebrado, terminó bastardeando y pervirtiendo términos como socialismo, revolución, o cualquier tipo de idea de nacionalización.

Es que, por la total responsabilidad del chavismo y su fracasado proyecto, se ha terminado facilitando toda esa ofensiva reaccionaria que se ha desatado desde todo el derechismo continental y del imperialismo de la mano de la derecha criolla, llegando a niveles descarados de intervencionismo alentando al golpismo como salida política a la crisis del país, es decir, resucitar una vez más la bota militar como manera de poner “orden” en la crisis nacional.

Sin darle ningún apoyo a Maduro llamamos a enfrentar a toda esta embestida golpista de la derecha y del imperialismo.






Temas relacionados

Ofensiva imperialista en Venezuela   /   Juan Guaidó   /   Jair Bolsonaro   /   Crisis Venezuela   /   Política Venezuela   /   Imperialismo   /   Mauricio Macri   /   Nicolás Maduro   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO