Mundo Obrero Venezuela

GRAVES VIOLACIONES A LOS DERECHOS A LA PARTICIPACIÓN Y ASOCIACIÓN

Intimidación y acoso laboral contra trabajadores del Ministerio del Trabajo por defender sus derechos

Actas con acusación de “abandono de trabajo” por asistir a una asamblea, y anulación de firmas de trabajadores en documentos de reclamos, son parte de las represalias que han tomado autoridades del MinTrabajo.

Sábado 14 de enero de 2017 | 18:43

Por Trabajadores del Ministerio del Trabajo

Los trabajadores protagonizamos una jornada de lucha este jueves 12, que hubiese concluido en un resultado totalmente positivo, por los logros obtenidos, sino hubiese sido por las retaliaciones que tomaron varias de las autoridades, específicamente en el Viceministerio de Derechos y Relaciones Laborales y en la Consultoría Jurídica.

El eje principal de la actual lucha es por el atropello y la estafa que se nos hizo con la venta de unas bolsas de comida, con sobreprecios, oferta engañosa, entre otras cosas. Por tal motivo, además de adelantar las acciones para que se nos cumpla con la entrega íntegra de lo que pagamos, surgió la iniciativa de llevar hasta la Fiscalía General una petición de investigación, para definir responsabilidad en esta situación. Así, el día de ayer, que la Comisión de voceros de los trabajadores convocó a una asamblea y concentración para exigir respuesta, se aprovechó para recoger firmas en respaldo a la solicitud a la Fiscalía.

Los encargados de velar por los derechos laborales, ¡violentan los derechos laborales!

Cientos de trabajadores, naturalmente, han visto como necesarias esta iniciativa y firmaron el documento, sin embargo, varios trabajadores del Viceministerio de Derechos y Relaciones Laborales vieron violentada, negada y usurpada su voluntad, porque la viceministra Leninna Galindo, se encargó de que las firmas de ellos fueran tachadas del documento en cuestión, tal como se muestra en la imagen que acompaña este artículo. Con el apoyo de personal de confianza, la viceministra pasó por encima de los más elementales derechos de las personas a manifestar libremente su voluntad, usurpándola y pasándoles por encima. Además de esto, una vez en sus puestos de trabajo, les cayó encima el cuestionamiento y el amedrentamiento de la propia viceministra.

Debe tenerse en cuenta que estamos hablando nada más y nada menos que de la autoridad que se supone debe velar por los derechos laborales de los trabajadores de todo el país, que tiene a su cargo las Inspectorías del Trabajo. Y precisamente por eso, no se limitó a lo anterior sino que ordenó a los trabajadores de todas las inspectorías de que se abstuvieran de tomar parte en la firma de este documento y cualquiera de las actividades que se vienen desarrollando.

Un acta por asistir a una asamblea de trabajadores

Pero no fue solo la viceministra, en la Consultoría Jurídica –a cargo de ­­­­­­­­­­­­­­­Lidsay Medina– le levantaron un acta a varias trabajadoras por haber asistido a la asamblea, con la acusación de “abandono de trabajo”. Sin embargo las compañeras, conscientes de la ilegalidad de tal acta, y de que carecía de fundamentos, se negaron a firmarla.

Se ausentaron quizá 15 o 20 minutos para escuchar lo que se informaba en una asamblea convocada formalmente por una comisión de voceros que ha sido reconocida por el propio Ministerio, asamblea que además se realizaba ¡en el mismo piso y a escasos 20 metros de su lugar de trabajo!, y su jefa les quiere imputar “abandono de trabajo”. Ya sabemos que no se les levanta el acta por haberse ausentado unos minutos para ir al baño o a una diligencia personal, sino como represalia por haber sido parte de una acción de organización y participación de los trabajadores, que además es completamente legal y legítima.

Violentan los acuerdos y la palabra empeñada

Con estas graves violaciones a derechos democráticos y laborales elementales, no solo se ponen al margen de la ley, sino que además patean lo propios acuerdos a los que los representantes del ministerio han llegado con la comisión de voceros.

Precisamente entre las exigencias que llevaron ayer los voceros y voceras estaba la del compromiso por escrito del ministerio de no obstaculizar el trabajo de la comisión ni tomar ninguna medida constitutiva de acoso laboral o retaliación contra los voceros o trabajadores que venían participando de las acciones. Esto, porque ya se sabía de intentos de este tipo. Los representantes del ministerio dijeron que estaban de acuerdo con el espíritu de la exigencia, solo que no compartían la forma específica en que estaba redactada, y que se buscara una nueva redacción para asentar el compromiso por escrito.

Sin embargo, lo que narramos aquí echa por tierra totalmente ese acuerdo y deja en entredicho la supuesta voluntad de entendimiento que declaran en las reuniones los voceros del ministro Francisco Torrealba, quien por cierto, de no hacer nada para restituir los derechos vulnerados de estos trabajadores, estaría inaugurando su gestión avalando este tipo de represalias antiobreras y antisindicales.






Temas relacionados

Escasez   /   Mundo Obrero Venezuela   /   Crisis económica   /   Ministerio de Trabajo

Comentarios

DEJAR COMENTARIO