×
×
Red Internacional

Tribuna abierta. El Gobierno de Biden impone una millonaria multa a los mineros del carbón de Alabama por ir a la huelga

La Junta Nacional de Relaciones Laborales impuso una multa de 13 millones de dólares al sindicato de mineros del carbón por una prolongada huelga en el centro de Alabama.

Viernes 19 de agosto | Edición del día

La Junta Nacional de Relaciones Laborales (NLRB, por sus siglas en inglés NdeR) impuso una multa de 13 millones de dólares al sindicato de mineros del carbón UMWA (United Mine Workers of América) por una prolongada huelga en el centro de Alabama. No es sólo una multa, de hecho es una restitución económica a la empresa contra la que luchan los huelguistas. ¿Qué explica esta decisión profundamente anti obrera?

El 3 de agosto, el sindicato de mineros del carbón (United Mine Workers of America - UMWA) y Associated Press informaron de que la subunidad de la Junta Nacional de Relaciones Laborales (NLRB) para la Región 10 (gran parte del Sur de Estads Unidos) ha ordenado al sindicato que pague 13,3 millones de dólares a Warrior Met Coal.

Unos 1.000 trabajadores de dos minas y dos instalaciones en superficie al suroeste de Birmingham (Alabama) están en huelga contra Warrior Met desde abril de 2021, en resistencia a unas condiciones de trabajo brutales. Ahora la NLRB de Biden exige al UMWA que pague lo que equivale a 13.000 dólares por huelguista a las arcas de la empresa. El gobierno dice que se trata de un reembolso por el personal de seguridad, las cámaras de seguridad, las reparaciones y la producción perdida a causa de la huelga, además de los autobuses para llevar a los rompe huelgas, atravesando las líneas de piquete.

Los trabajadores realizan habitualmente semanas de seis días y jornadas de 12 horas. La empresa trabaja los domingos y casi todos los días festivos. Una odiada política de la empresa despide automáticamente a los trabajadores si faltan cuatro días al trabajo en un año, incluso por problemas de salud o emergencias familiares.

Al principio de la huelga, la empresa ofreció un aumento de 1,50 dólares por hora para los años 2021 a 2026. Los trabajadores replicaron que ya en 2016 aceptaron una reducción de 6 dólares la hora cuando la empresa se declaró en bancarrota y amenazó con despidos masivos si los trabajadores no "ayudaban" a apuntalar su rentabilidad. Más del 95% de los huelguistas votaron negativamente cuando la dirección del UMWA presentó esta oferta de la empresa como un acuerdo tentativo.

La sentencia de la NLRB de 13,3 millones de dólares es más de la mitad de la paga de la huelga distribuida a 1.000 huelguistas en 16 meses. El UMWA sólo otorga 350 dólares a la semana, o 18.000 dólares al año para que las familias de los mineros puedan subsistir. El dinero que se les quiere cobrar a los trabajadores se destinará a esta empresa, que obtuvo 146 millones de dólares de beneficios de enero a marzo de este año y que el año pasado pagó a su director general 5,7 millones de dólares.

El presidente del UMWA, Cecil Roberts, denunció la sentencia de la NLRB. "¿Cuál es el objetivo de una huelga si no es afectar a las operaciones del empleador, incluida la producción? ... Esto es indignante y niega de hecho el derecho a la huelga de los trabajadores". Acusó a la NLRB de "hacer suya la causa de la empresa".

La dirección del UMWA también anunció que aceptaba un acuerdo de conciliación después de que Warrior Met expusiera sus argumentos ante los administradores de distrito de la NLRB. Los dirigentes del sindicato acordaron pagar una parte de los daños monetarios a la empresa, que acusó a los piquetes de los huelguistas de acciones tumultuosas e ilegales contra los rompe huelgas y que pidió a la NLRB que castigara al sindicato. El comunicado del sindicato dice que era necesario pagar a la empresa por daños y perjuicios "para salvar a los miembros en huelga... de días de interrogatorio hostil por parte de los abogados de la empresa", pero que la NLRB luego sorprendió a los dirigentes sindicales aumentando masivamente el pago. Es evidente que la burocracia sindical abrió la puerta a esta desastrosa situación y que lo hizo en gran medida confiando en la buena voluntad de la NLRB. La línea de evitar que los mineros del carbón sean objeto de preguntas hostiles es una excusa falsa.

No se puede eludir la cuestión de si la NLRB es, en el fondo, favorable a los trabajadores, neutral o favorable a los empleadores, y por qué. Muchos sindicalistas creen que la NLRB adopta o adoptará medidas progresistas y favorables a los trabajadores. De hecho, la NLRB intervino como árbitro para exigir una nueva votación sobre la sindicalización en Bessemer, Amazon Alabama (que volvió a fracasar), y comenzó a presentar casos contra Starbucks por despidos antisindicales.

Paul Prescod ha escrito en Jacobin: "La legislación laboral, especialmente en Estados Unidos, es extremadamente limitada en su alcance y poder de aplicación", pero aun así, "la nueva NLRB bajo Biden es un cambio bienvenido en el equilibrio de poder entre trabajadores y empresarios". El abogado sindicalista Gay Semel escribió en Jacobin: "La actual ola de organización sindical está siendo frenada por una NLRB con escasos fondos". Ambos autores están entusiasmados con la destitución por parte de Biden de algunos derechistas abiertamente anti obreros de los puestos de dirección de la NLRB y con el nombramiento de Jennifer Abruzzo, brevemente abogada sindicalista, como abogada jefa de la NLRB.

La orden financiera de Warrior Met de la NLRB sugiere un problema con estas hipótesis. La NLRB no existe para ayudar a los trabajadores a ganar contra nuestros jefes. Está creada para ser un árbitro. Pero no es un árbitro neutral entre dos equipos iguales como en algún partido de fútbol simétrico.

Concretamente, la NLRB actúa como mediadora en las huelgas y los conflictos económicos. Acepta que los trabajadores, si seguimos sus normas y obtenemos la aprobación, tenemos derecho a organizarnos y a retener el trabajo en unidades limitadas de negociación económica. Pero se opone a los piquetes y a las huelgas solidarias. La NLRB no sostiene que un sector en huelga tenga derecho a impedir la producción en su lugar de trabajo. La NLRB defiende lo contrario: que una empresa tenga derecho en todo momento a acceder y utilizar su propiedad y que llevar a los rompe huelgas para atravesar los piquetes es un principio jurídico esencial.

Esta es la razón por la que la NLRB de Biden está imponiendo una multa de 13,3 millones de dólares a un sindicato a favor de una empresa de carbón, básicamente dando un duro golpe a un grupo de trabajadores mientras están en el suelo, después de luchar para ganar una huelga durante 16 meses. La cuestión básica de "de qué lado estás" es la razón por la que la NLRB de Biden no tiene ningún reparo moral en apoyar a esta empresa que realiza una semana laboral de seis días y al director general que cobra casi 6 millones de dólares anuales. Además, no tiene ningún reparo en atacar a los mineros del carbón de Alabama que decidieron luchar contra el maltrato y el exceso de trabajo que realizan a 2.000 pies bajo tierra.

Este artículo fue publicado originalmente en el sitio Left Voice, parte de la Red Internacional de La Iquierda Diario.

Traducción: Gloria Grinberg


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias