Internacional

Tras el fracaso de Netanyahu

El opositor Yair Lapid intentará formar Gobierno en el Estado de Israel

Recibió la tarea de parte del presidente, Reuvén Rivlin, tras el fracaso del primer ministro Benjamín Netanyahu, que no logró la mayoría parlamentaria. Sigue la crisis para formar gobierno tras 2 años y medio de intentos fallidos.

Miércoles 5 de mayo | 22:25

"Acabo de hablar con el miembro de Knéset (Parlamento) Yair Lapid y le comuniqué que le doy el mandato de formar Gobierno", anunció el presidente en una rueda de prensa, después de consultar a los partidos durante esta jornada, en las que Lapid fue el candidato con más recomendaciones de diputados (56) del heterogéneo bloque de formaciones anti-Netanyahu.

Lapid, del partido Yesh Atid (Hay Futuro), segunda fuerza con 17 escaños, tendrá ahora 28 días para intentar obtener el apoyo de 61 diputados, de los 120 del Parlamento, necesarios para formar un Ejecutivo que saque a Israel de su largo bloqueo político y evite unas quintas elecciones en solo dos años y medio.

Primero lo intentó el actual primer ministro, el conservador derechista Benjamín Natanyahu tras haber ganado las elecciones del pasado 23 de marzo y obtener 30 bancas. Pero la fragmentada oposición, también de derecha, impidió llegar a un acuerdo que le permitiera seguir al frente del gobierno por un nuevo mandato. El mandato de Netanyahu venció hace largo tiempo, pero sigue en funciones producto de la crisis política que impide la formación de un nuevo ejecutivo.

Rivlin aseguró que con los 56 apoyos en favor Lapid, "queda claro" que "tiene la posibilidad de formar un Gobierno que se gane la confianza del Parlamento”. Y agregó que "en la situación actual, devolver el mandato" a la Cámara -otra de las opciones que tenía- "habría sido contrario a la ley" y arrastrado al país a nuevos comicios "sin haber probado antes" las vías posibles para evitarlo.

En las consultas del presidente durante la jornada, el partido Likud de Netanyahu y sus socios ultraortodoxos y ultraderechistas le habían recomendado que traspasara el encargo directo al Parlamento.

Naftali Benet, del ultranacionalista Yamina, actor clave que no llegó a aliarse ni con Netanyahu ni sus opositores, se recomendó a sí mismo. Solo cuenta con siete escaños, pero en las últimas semanas negoció tanto con el primer ministro como con Lapid para ser el jefe de un posible Ejecutivo de rotación. El islamista Raam, otro partido que con sus cuatro escaños podría inclinar la balanza, decidió no recomendar a nadie.

Tras el anuncio del presidente, Netanyahu alertó de la formación de "un peligroso Gobierno de izquierdas", criticó a Benet por proponerse para primer ministro y lo instó a no negociar una posible coalición rotatoria con el líder de centro.

Lapid tendrá así la ardua tarea de llegar a acuerdos con una amplia amalgama de partidos de ideologías muy diversas que van desde la centroizquierda sionista hasta la extrema derecha y solo tienen en común la oposición a Netanyahu. Además de los 17 escaños de Yesh Atid, tendría el respaldo del centrista Azul y Blanco (8), del ultraderechista Israel Nuestro Hogar (7), del Partido Laborista (7), del pacifista Meretz (6), del derechista Nueva Esperanza (6) y de cinco de los seis diputados de la Lista Unida árabe.

Sin embargo, le faltarían aún 5 diputados para llegar a los 61 necesarios, por lo que deberá seducir a otros posibles socios con ideologías también alejadas, donde podrían figurar Yamina o el islamista Raam.

Entre otros obstáculos, la creación de una coalición requeriría el apoyo de al menos un partido árabe junto a una o dos formaciones de extrema derecha sionista, algo sin precedentes en Israel.

Mientras tanto, continúan los asesinatos de palestinos por parte del Ejército sionista. Un menor palestino de 16 años murió por disparos de una patrulla militar en el norte de la Cisjordania ocupada, según informaron fuentes médicas palestinas y la agencia oficial de noticias Wafa. El joven pereció "por heridas críticas de bala", agregó la misma fuente en un comunicado.

Un portavoz del Ejército israelí especificó a Efe que "durante una operación rutinaria" en el sur de Nablus "varios sospechosos lanzaron cócteles molotov" hacia los soldados, "que actuaron para detener a los sospechosos disparando contra ellos". Según detalló, ningún militar resultó herido y agregó sínicamente que el Ejército "investigará el incidente".

Asesinatos de este tipo se dan recurrentemente en el marco de un estado de agresión permanente contra la población palestina. Durante la Navidad pasada, fue bombardeada la Franja de Gaza y los colonos sionistas en Cisjordania continúan la apropiación ilegal de territorio palestino con el apoyo del gobierno de Netanyahu y el ejército.






Temas relacionados

Estado de Israel   /   Benjamin Netanyahu   /   Israel   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO