×
×
Red Internacional

PROTESTAS CONTRA EL GOLPE MILITAR.Huelga general en Myanmar: “Trabajadoras y estudiantes están al frente de la lucha contra el golpe militar”

Este lunes se vive la tercera jornada de protestas masivas en las calles de Yangon y otras ciudades, contra el golpe militar del pasado 1 de febrero. La convocatoria a la huelga general ha tenido fuerte acatamiento en varios sectores.

Josefina L. Martínez@josefinamar14

Lunes 8 de febrero | Edición del día
Naypyitaw, Myanmar, 8 de febrero. Tercer día de protestas masivas. EFE/EPA/MAUNG LONLAN

“Mientras se iniciaban nuevas protestas y una huelga general en todo Myanmar el lunes por la mañana, la conexión a internet había vuelto a niveles casi normales después de estar caída la mayor parte del fin de semana por orden de la junta militar que tomó el poder en un golpe de estado hace exactamente una semana” informaba la agencia EFE este lunes.

“Jóvenes trabajadoras y líderes sindicales, en su mayoría de fábricas de ropa, están liderando una huelga general contra el golpe militar en Myanmar mientras hablamos. Millones de personas están en las calles. Mira cómo el líder de la federación de trabajadores de la confección FGWM se dirige hoy a los huelguistas generales” señala Andrew Saks en Twitter, compartiendo un video de las manifestaciones de este lunes.

A la huelga se han sumado, además de los sectores textiles, médicos, enfermeras, el sector educativo, el transporte y muchos otros, como los bomberos, que participan de la movilización de Yangon con su propio cortejo. Se calcula que varios cientos de miles de personas se han movilizado este lunes en todo el país.

Desde el sábado, protestas masivas se extienden por todas las ciudades, desde Yangon, hasta las más remotas capitales de provincia. Ese día, las autoridades militares ordenaron el cierre de la conectividad por internet y de las redes sociales, para evitar que los activistas y manifestantes pudieran propagar la protesta y comunicarse entre sí. Pero no lo consiguieron. Cientos de miles de personas salieron a tomar las calles en todo el país. El domingo la conexión a internet fue volviendo parcialmente.

Te puede interesar: Claves del golpe militar en Myanmar

En las protestas del sábado tuvieron un papel destacado los jóvenes sindicatos del sector de la industria de la confección, una red de talleres que ocupan una mano de obra muy joven y super explotada, en su mayoría mujeres, que producen para las grandes marcas europeas o norteamericanas como Zara, Primark, H&M, o Dell.

Andrew Saks, es un activo organizador sindical que reside en Yangon y que colabora con el movimiento de organización sindical en este sector. Lo entrevistamos acerca de la situación que se está viviendo y el papel que están jugando los sindicatos de este sector ultra explotado.

“Los trabajadores de la confección convocaron y dirigieron una protesta el sábado por la mañana que catalizó la ola de protestas en todo Myanmar que estamos viendo ahora. Había un cierto vacío de liderazgo, ya que la LND [Liga Nacional para la Democracia, el partido de la depuesta Aung San Suu Kyi] no convocó manifestaciones callejeras a pesar de la detención de sus líderes. El sindicato de trabajadores de la confección entró en ese vacío y asumió el liderazgo a pesar del extraordinario riesgo que supone hacerlo en este momento en Myanmar. La imagen del sindicato de trabajadores de la confección desplazando a cientos de trabajadores desde las zonas industriales al centro de Yangon inspiró y envalentonó a las masas de Myanmar”, explica Saks.

Este sector sindical, con jóvenes que tienen entre 18 y 25 años, en trabajos muy precarios, viene desarrollando en los últimos dos años una ola de huelgas sin precedentes. En numerosas fábricas textiles, las trabajadoras y trabajadores han empezado a inscribir sindicatos para luchar contra las patronales. En muchos casos, la respuesta de las empresas ha sido despedir masivamente a todos los nuevos afiliados, y esto ha provocado huelgas salvajes.

Te puede interesar: Trabajadoras que hacen ropa para Zara en Myanmar ganan la readmisión después de meses de lucha

Sobre los pasos a seguir, Saks apunta que “los sindicatos están exigiendo a otros países que se apliquen sanciones económicas y boicots contra Myanmar hasta que se elimine el régimen militar”. Y sobre la solidaridad internacional, señala que es muy importante en todo el mundo “dar a conocer su lucha lo más ampliamente posible. El pueblo de Myanmar debe liberarse por sí mismo, por supuesto, pero cualquier pequeña muestra de solidaridad mundial ayuda.”

Las trabajadoras y trabajadores de Myanmar, junto con sectores del movimiento estudiantil, están a la cabeza de las masivas protestas contra el golpe militar, mientras el partido de Aung San Suu Kyi, que durante el último tiempo ha buscado acuerdos y pactos con los militares, se mantenía en la pasividad. ¿Cuál será el desarrollo de los acontecimientos? Dependerá de lo que ocurra en los próximos días. Hasta el momento, hay cientos de detenidos, y este lunes en la capital Naypyitaw (una ciudad fantasma ubicada a 300 km de Yangon) la policía utilizó carros con chorros de agua contra los manifestantes. Pero el ejército aún no ha reprimido masivamente las nuevas protestas. De hacerlo, podría desatarse una respuesta de masas aún mayor y más radicalizada.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias