×
×
Red Internacional

Día internacional de las mujeres. Otro 8 de marzo en las calles y las plazas del mundo entero

No es una fiesta, ni un ritual. Cada año, hay nuevas razones que nos impulsan a movilizarnos, a tomar las calles y las plazas por nuestros derechos aun no conquistados, contra los atropellos, los agravios de este sistema capitalista, cuyos regímenes solo nos deparan guerras, explotación, miseria y discriminación. Pero aquí estamos, nuevamente, en pie de lucha.

Miércoles 9 de marzo | Edición del día

Este 8 de marzo, nuevamente, millones de mujeres se movilizaron en numerosos países. En Europa, las consignas contra la guerra ocuparon un lugar central. En varios países de América Latina, la legalización del aborto es un asunto pendiente que se sumó a los reclamos. En Argentina, es inevitable la referencia al pacto de coloniaje del gobierno con el FMI.

8 de marzo: ¿día de qué?

En Argentina

Decenas de miles de mujeres repudiaron la violencia de género y rechazaron al FMI.
Eso se vio en los alrededores del Congreso Nacional. Aunque también se repitieron masivas convocatorias en las principales ciudades del país. En la plaza del Congreso, hubo dos actos en los que se leyeron diferentes documentos.

Myriam Bregman: "Queremos presupuesto para prevenir y atender la violencia de género, no para el FMI"

En la ciudad de Buenos Aires, más de 60 mil mujeres, jóvenes, trabajadoras, desocupadas, lesbianas, travestis y transexuales y algunos varones coparon las inmediaciones del Congreso donde, mientras tanto, los gobernadores se reunían con Sergio Massa para expresar su acuerdo con el pacto que el gobierno nacional hizo con el FMI.

Eso motivó que no hubiera una convocatoria unitaria: de un lado de la plaza del Congreso se congregaron las organizaciones afines al gobierno que manifestaron para que "la deuda la paguen los ricos y los que la fugaron". Una forma de eludir la responsabilidad que tiene el gobierno de Alberto Fernández en tomar la decisión de pagar la deuda fraudulenta, ilegal e ilegítima que asumió el gobierno de Mauricio Macri, con ajustes, tarifazos, inflación y el cogobierno con el FMI los próximos años.

Y en el mundo

En Barcelona se hicieron piquetes de huelga, contra la reforma laboral, la ley de inmigraciones y contra la guerra. En otras ciudades del Estado español, también convocaron a movilizar por ¡Fuera las tropas rusas de ucrania! ¡abajo la OTAN! ¡No al rearme imperialista! ¡Contra la extrema derecha y su LGTBfobia! ¡Contra la violencia machista! Por un feminismo anticapitalista y de clase.

Pan y rosas: el poema que le dio nombre a una huelga

En Berlín, nos movilizamos al grito de ¡Contra la guerra y el rearme! ¡Solidaridad con el paro en los servicios sociales y educativos! ¡Por un sistema donde la salud y la vida estén por encima de las ganancias!

En Francia, En un contexto de guerra abierta en Ucrania donde civiles son bombardeados y asesinados por el ejército ruso por orden de Putin, una carrera armamentista del lado de la OTAN y el recrudecimiento de las sanciones económicas contra el pueblo ruso, el colectivo feminista de Revolución Permanente ha decidido para manifestarse con el lema “No Putin, no OTAN” y en contra de la guerra.

En Caracas, las movilizaciones exigieron ponerle fin a la precarización y la miseria, a la violencia machista y los femicidios y reclaman la legalización del aborto.

En simultáneo se realizaron acciones en Parque Carabobo y en la Plaza el Venezolano y luego confluyeron ambas protestas en una Asamblea de mujeres en Parque Carabobo, marcando las demandas por salarios igual a la canasta básica y contra la precarización laboral; contra los femicidios, los transfemicidios y la violencia patriarcal; por el derecho al aborto libre, seguro y gratuito.

En Brasil, convocaron a marchar contra Bolsonario, por el aborto legal y contra la guerra en distintas ciudades.

En México, más de cien mil mujeres tomaron las calles en Ciudad de México. Sus principales banderas: alto al feminicidio y aborto legal, seguro y gratuito. A pesar del enorme operativo policial desplegado por el presidente López Obrador, el movimiento de mujeres irrumpió en las calles con su pléyade de consignas, de colores, de rabias que resplandecieron al sol.

El hartazgo ante la violencia contra las mujeres, cuya máxima expresión son los feminicidios, pero que incluye múltiples formas ya intolerables, fue una de las reivindicaciones que protagonizaron la movilización de este 8 de marzo de 2022. También lo fue el derecho al aborto legal, seguro y gratuito, que se coreó en consignas y floreció con decenas de miles de pañoletas verdes.

En Roma convocaron a manifestarse contra la agresión rusa a Ucrania y contra la escalada militarista de la OTAN.

En varias ciudades de Chile se realizaron grandes movilizaciones. Con una destacada participación de Arica a Temuco la organización feminista socialista Pan y Rosas se movilizó este 8 de marzo planteando la necesidad de estar en las calles y organizadas para conquistar nuestros derechos. En Santiago, la organización encabezó un bloque internacionalista y anti imperialista contra la guerra en Ucrania y la intervención militarista de la OTAN en Europa del este.

Lo mismo sucededió en Costa Rica, donde llamaron a movilizar por el alto a los ajustes económicos, garantía de recursos necesarios para proteger los derechos de las mujeres, aborto legal, seguro y gratuito.

En Uruguay una multitud, compuesta principalmente de mujeres de todas las edades, recorrió las calles de Montevideo y de todo el país. Este año tuvo la particularidad de que se da en el marco de un paro de 24 hs. del PIT-CNT, convocado por el día internacional de la mujer trabajadora y también por la campaña por el plebiscito de la LUC del próximo 27.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias