Juventud

JUVENTUD

¿Qué hay detrás del incendio en la Escuela de Estudios Políticos de la UCV?

El 30 de junio se presentó un incendio en la Escuela de Estudios Políticos y Administrativos, los espacios más afectados fueron la sala de lectura, posgrado y sala de profesores. El hecho no puede verse aislado de la inédita decadencia y desmantelamiento de las universidades públicas.

Suhey Ochoa

Ciencias Políticas UCV / @SuheyLts

Lunes 5 de julio | 18:37

Todo comenzó a las 6:00 de la tarde, el inicio del incendio fue en Posgrado informó el Twitter de Viva la UCV, a pesar de que llegaron los cuerpos de bomberos universitarios no pudieron actuar con eficiencia debido a que no había agua en el campus, y los camiones de bomberos no estaban funcionando porque duró aproximadamente 3 horas.

Diferentes organizaciones estudiantiles hicieron presencia no solo para denunciar lo que estaba ocurriendo en la EEPA, sino también colaboraron con los rescatistas, a pocos pasos de la EEPA se encuentra el Laboratorio de Bioanálisis, los jóvenes movilizaron los materiales inflamables, químicos y los pupitres de la escuela vecina previendo una situación peor.

Mientras ocurría el incendio, se hizo presente el Viceministro de Educación Universitaria, Domiciano Graterol que se tuvo que retirar a los pocos minutos ya que fue completamente rechazado por los Estudiantes y no es para menos; el hostigamiento estatal a la UCV es bien conocido, en donde cada vez que los estudiantes y trabajadores salen a protestar por sus derechos, sufren represión por parte de los funcionarios policiales; además de los constantes recortes presupuestarios y la injerencia estatal para intentar controlar el régimen político interno de la universidad.

Quienes pudieron apagar las llamas fue el camión cisternas del cuerpo de Bomberos del Distrito Federal, aunque cuando ya había llegado el fuego se había extendido a varios espacios de la escuela. A partir de las 9 de la noche todo ya se encontraba bajo control. Los informes oficiales, tanto de los bomberos como de la universidad, señalaron que los mayores daños causados fueron en el área de posgrado y su dirección, aproximadamente unas 10 aulas afectadas y la sala de lectura. Se informó también que las notas de los estudiantes y el material administrativo se encuentra en perfecto estado.

La grave crisis de la educación pública

No debemos ignorar que todo esto se da en medio de la catástrofe económica y social que ha pulverizado el salario, destruido totalmente las prestaciones sociales, las pensiones e ingresos populares, y reducido a lo más mínimo como nunca antes el presupuesto universitario. Para ilustrar esto debemos mencionar que justo hace un año, el 17 de junio del 2020, una parte del techo de los pasillos frente a Humanidades se desplomó, en la actualidad fue el incendio de la EEPA. Estamos hablando de que esto ocurre en la principal casa de estudio del país, que también es considerada patrimonio cultural de la humanidad.

La infraestructura de las universidades públicas y sus instalaciones caen una tras otra como una fila de dominó, ya venía ocurriendo en otras grandes universidades del país: la Universidad de los Andes, la Universidad de Oriente, la Universidad de Carabobo, Universidad del Zulia o la UPEL, que se encuentran expuestas al desmantelamiento, todo tipo de vandalismo y el deterioro sin precedentes de su infraestructura. También otras como la Bolivariana y UNEARTE, que a pesar de estar regimentadas por el Gobierno, también sufren las de consecuencias esta situación.

Esto es solo parte de las consecuencias de una política económica más de conjunto, que acompaña el durísimo ajuste de recursos que hubo durante años, para priorizar pagar deuda externa al capital financiero internacional, lo padeció la comunidad universitaria con la brutal contracción salarial de profesores y obreros, y de recursos para mantener el funcionamiento de las actividades. Es el mismo ajuste que padeció el sector salud en los cuales se encuentra el Clínico Universitario.

Luego de toda la fuga de capitales durante más de una década por parte de empresarios y banqueros de todos los bandos y colores, luego del festín enorme de corruptelas, cuando hubo que empezar a pagar la deuda externa que el país fue acumulando, le hicieron pagar los platos rotos al pueblo trabajador, incluyendo a la educación pública.

Te puede interesar: [TITULOTe puede interesar: Videojuegos, crisis y juventud precarizada->LINK]

¿Quiénes son los responsables de la decadencia de la UCV?

Los estudiantes universitarios enfrentamos a veces una falsa dicotomía al preguntarnos quién es el responsable de la crisis de la UCV: las autoridades universitarias responsabilizan al Estado y el Gobierno Nacional acusa a la rectora, juegan a la papa caliente con los grandes problemas de la educación pública pero ninguno se hace responsable de sus acciones, y también de sus inacciones.

Por un lado las podridas y corruptas autoridades de la universidad pública autónoma, no tiene un plan serio ante las necesidades da la comunidad universitaria, la indolencia y la falta de medidas es una de las razones por lo que la universidad se encuentra convaleciente mucho antes incluso de la pandemia. En medio de la decadencia por la drástica falta de recursos, de lo cual por supuesto el principal responsable es el gobierno nacional, las autoridades han procurado garantizarse ellas su bienestar económicos, “resolverse” su situación, llevando al extremo la discrecionalidad en el uso de los (pocos) recursos y en el disfrute de privilegios con relación al resto de la comunidad universitaria. Por supuesto, no exento esto de más de un esquema de corrupción.

Además, estas autoridades son parte del bando político que pide y aplaude las confiscaciones y sanciones económicas de potencias capitalistas contra el país, que profundizan las penurias que ya arrastraba el pueblo venezolano antes de esas sanciones, y por supuesto tiene efectos negativos también en los ya escasos recursos del país, de los que depende el presupuesto de las universidades públicas.

¿Son entonces estas personas las indicadas para dirigir la UCV? Frente a la crisis actual y esta casta profesoral que se elige a sí misma, es necesario organizarnos desde las bases y articular por la exigencia de una educación superior de calidad y el mantenimiento de las conquistas estudiantiles, con la defensa de los derechos laborales de las profesoras y profesores y todo el personal de la universidad incluyendo a lo que están precarizados.

Luchemos por más presupuesto, por supuesto que sí, pero administrado directamente por comités tripartitos de delegados estudiantiles, trabajadores y docentes, elegidos por la bases de cada escuela y dependencia; organizarnos para echar abajo de una vez por todas el antidemocrático régimen de gobierno que se ejerce en la Universidad donde una casta profesoral decide todo; que luche por una Universidad donde el conocimiento se ponga al servicio de las necesidades de las grandes mayorías trabajadoras, las mujeres y los sectores populares.

Por otra parte está el gobierno nacional, aunque ya mencionado varias veces, no podemos dejar de señalarlo como uno de los principales responsables del desastre nacional, quien ha impuesto miseria y pobreza para las grandes mayorías, se hace llamar “socialista”, pero mediante ajustes elementalmente capitalistas y patronales, ha impuesto salarios de hambres de los profesores y a los trabajadores, anulando las contrataciones colectivas y así borrando de un plumazo años de conquistas de derechos laborales. Todo lo cual ha generado un gran impacto en la UCV, derivado en la ausencia de personal, tanto docente, administrativo y obrero, obligando a miles y miles a dedicarse a otros trabajos o emigrar del país.

Como también nos ha obligado a los jóvenes a buscar trabajos precarios para poder sobrevivir, lo cual hace mucho más difícil el acceso a los estudios superiores que permita a las y los jóvenes un mejor desarrollo para ellos y nuestras familias. Así mismo, el gobierno de Maduro es el principal artífice de limitar las libertades democráticas criminalizando la protesta.

Te puede interesar: TITULO
Te puede interesar: [[VIDEO] Jóvenes de la LTS y Pan y Rosas exigen la libertad de todos los trabajadores presos
->LINK]

Los estudiantes tenemos que organizarnos y exigir al Estado y al Gobierno Nacional, contundentemente en las calles para asegurar el financiamiento a la educación, pero rechazando su injerencia en el régimen político universitario, los contenidos, la planificación y las decisiones, que deben por supuesto, no en manos tampoco de la actual casta autoritaria, corrupta y pro-sanciones extranjeras, sino en manos de las bases de la comunidad universitaria: estudiantes, empleados y obreros, profesores de todos los escalafones.

Nos parece que esa es la perspectiva más adecuada para luchar por revertir la profunda decadencia y desmantelamiento de las universidades, de lo cual el incendio de la escuela de Estudios Políticos y las dificultades para controlarlo, son una expresión.






Temas relacionados

Crisis Venezuela   /   Universidad Central de Venezuela (UCV)   /   Incendio   /   Universidad   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO